Ciudades para recorrer en una bicicleta con motor

Gracias a la gran acogida que han tenido estos vehículos, ya sea con motor o de las convencionales, muchas ciudades han adaptado sus calles e infraestructura vial para brindarles a sus habitantes la posibilidad de recorrer la ciudad entera en estos medios de transporte. Esto ha permitido incentivar el uso de las bicicletas con motor y las aún  tradicionales, reduciendo considerablemente la contaminación producida por el smoke, acumulación de gases efecto invernadero que dañan la atmosfera terrestre.

Entrar a enumerar los beneficios individuales o colectivos que tiene el uso de este vehículo como medio de transporte en las ciudades nos implicaría hacer una larga lista, pues como mencionamos anteriormente está el tema medioambiental, pero también se identifican mejoras en la disminución del tráfico e incluso se han visto incrementos en la economía local.

Sin duda alguna, estas bicicletas con motor se han convertido curiosamente en la revolución de los medios de transporte, pues tienen un sinnúmero de ventajas y beneficios que las ciudades alrededor del mundo están empezando a notar y por las que incluso está apostando para dejarlas como medio definitivo de movilización. Es por ello que en este blog queremos contarle cuáles ciudades están marcando la diferencia en el uso de estas bicicletas.

Según una investigación de la CNN, algunas ciudades ubicadas al norte de Europa encabezarían la lista por ser una de las mejores urbes para montar en bicicleta. No obstante existen algunas ciudades en el continente Americano y en Asia, que sin lugar a dudas también podrían satisfacer el gusto de las personas por este deporte. Según el medio de comunicación estas ciudades son las que más se destacan por ser pioneras en lo que se conoce como la revolución verde de dos ruedas y comienza la lista con esta particular ciudad.

Por lo general, estos listados comienzan siempre con la ciudad de Ámsterdam, Holanda, porque es una de las ciudades más pobladas del país que usa regularmente la bicicleta como medio de transporte. Sin embargo para este listado fue descartada por razones relacionadas a la gran cantidad de turistas que usan de mal modo estos vehículos rojos que en particular son rentados. Por ello se trasladaron un poco más al sureste, en la ciudad de Utrecht, autodenominada como el destino más amigable para las bicicletas en el mundo.

En su área central los viajes que se realizan en estos vehículos alcanzan el 50% del total de movilizaciones y las autoridades locales están en la construcción de una parqueadero o estacionamientos que tendrá una capacidad para 12.500 bicicletas con motor y las convencionales. Su cultura está tan acostumbrada a este tipo de transporte que incluso los niños pueden transitar con tranquilidad haciendo uso de estas, sin temor a sufrir algún tipo de accidente causado por un carro o automóvil. Además es muy usual ver a las familias todas juntas haciendo uso de la bicicleta.

Siguiendo la lista encontramos la hermosa ciudad de Sevilla, España. Este lugar se convirtió en la prueba que contradecía a aquellos que pensaban que hacer la promoción de la bicicleta como uso urbano era demasiado ambicioso y que tardaría mucho tiempo en lograrse. Para el año 2006 el gobierno andaluz, cansado del problema de movilidad en donde sus habitantes tenían que soportar 4 horas pico diarias, tomó medidas al respecto. Muchos estaban en contra porque afirmaban no tener una cultura ciclista muy arraigada y les preocupaba la temporada de verano época en la que el calor es bastante fuerte y nadie estaría dispuesto a llegar a su trabajo con un mal aspecto.

A pesar de esto y sin perder el ánimo, la ciudad construyó alrededor de 80.4 kilómetros de vías para las bicicletas en tan sólo un año y fomentó el uso de este medio de transporte con la creación de un plan municipal en el que se alquilaban estos vehículos conocido como Sevici. En la actualidad esta majestuosa ciudad es un ejemplo de cambio y cuenta con casi 128.7 kilómetros de carriles. Los trayectos que se realizan diariamente en la ciudad, corresponden en un 7% al uso de la bicicleta.

Aunque aún nos falta mucha más cultura ciclista, sorprendentemente la ciudad de Bogotá aparece en este listado, que además fue realizado por un periodista inglés que de vez en cuando colabora con el portal de la CNN, lo cual dice mucho en realidad. Asegura que sin ser de las ciudades más amigables con la bicicleta, ya que se reporta que alrededor del 5% de los trayectos en Bogotá involucran ciclas por el constante uso de carros particulares y vehículos de servicio público, somos una de las metrópolis que merece un lugar por el gran esfuerzo que hemos hecho para adoptar este buen habito, sobre todo teniendo en cuenta que somos una ciudad en la que se moviliza mucha gente.

El periodista de esta nota se sorprende que a pesar de la altura de 2.600 metros sobre el nivel del mar a la que nos encontramos, haya personas dispuestas a andar en bicicletas con motor o en una tradicional, lo que le parece una hazaña admirable. También menciona que la mejor forma de conocer la cultura capitalina en el uso de las ciclas es asistiendo todos los domingos a la ciclovía, en donde la ciudad destina 112.6 kilómetros de calles completamente cerradas para que las bicicletas y peatones puedan transitar con calma y disfrutar del paseo.

Y aprovechando que ya entramos en conteos internacionales relacionados con el uso de bicicletas a motor o convencionales, por qué no empezar a escalar en las posiciones hasta lograr ser como las ciudades de Sevilla o Utrecht, incluso mejores. En Circula Verde estamos convencidos que además de ofrecer una alternativa a los medios tradicionales de transporte, estamos contribuyendo a construir una cultura de la bicicleta que además de mejorar los hábitos deportivos de la población que las usa, mejora también la salud del medio ambiente.

PUBLICACIONES RECIENTES

Escribe un comentario